lunes, 29 de junio de 2015

Tres veces la misma historia

Es la tercera vez que alguien le pide vivir una historia de amor, la tercera vez que le hablan de boda, de vivir una vida feliz para siempre, de tener hijos, de vivir un romance por siempre... Paulina no sabe que decir, siempre había soñado encontrar un amor así durante mucho tiempo, pero el destino se encargaba que las palabras se las llevara el viento y que no volvieran a ser luego de un tiempo.

Paulina dudaba, como siempre, en que este tipo pudiera decir tantas cosas hermosas, las palabras justas que ella quería escuchar, a veces ella pensaba que el sabia todos sus movimientos e incluso conocía cada uno de sus pensamientos... Lo extraño era que eso no era posible, a menos que el fuera parte de sus pensamientos y eso no es real.

Muchas veces Paulina ha pensado que esta soñando, pero esta viviendo esto realmente. Paulina parecía confiar nuevamente en el amor, se sentía volando entre nubes cada vez que hablaban, que se miraban, que se sentían, que se soñaban...

Todo se sentía lleno de felicidad incluso ante cada cosa que en el mundo pasaba... Su vida no se sentía triste como de costumbre, sentía que vivía en una realidad en la que solo existía su amor puro y sincero.



Volaba despierta, cerraba los ojos y era capaz de sentir incluso las caricias que el viento podía hacer... El amor la llenaba de vida, la hacía sentir nuevamente... Era feliz... El simple hecho de pensarle le dibujaba una hermosa sonrisa en su rostro, 

Paulina esperaba que esta vez fuera la definitiva, que esta vez sus deseos y sentimientos fueran firmes, que nada ni nadie la hiciera sentir mal nuevamente, que sus sueños no dejaran de ser parte de sí...

Ver su anillo de compromiso, su futura boda, su corazón totalmente feliz después de tanto tiempo de espera era lo que la ponía en ese estado de tranquilidad emocional que muchas personas buscan y que ella, al fin, había encontrado...

Pese a que esta persona no había hecho nada de lo que Paulina esperaba, creía que en poco tiempo esta persona lo haría... Moría día a día para que todo fuera perfecto... pero el tiempo pasaba y no había nada concreto... Paulina comenzó a perder las esperanzas de nuevo; comenzó a ver las cosas críticamente de nuevo, ya no sabía si era bueno sentir o no... 

Paulina decidió nuevamente emprender un largo viaje y olvidar ese tercer amor no posible en su vida... Esperaba que esta vez no fuera trágico como en las veces anteriores... Ella sabía que las cosas eran diferentes, porque ella pensaba diferente, era más madura y tenía mayor visibilidad para superar todo en referente a la ilusión de amar... Ella solo espera que todos estos sentimientos pasen rápido y sin tanto dolor...